¿Qué pasa si hay que renovar el contrato?